Corte de Arica acoge amparo interpuesto por el INDH en caso de colombiana detenida irregularmente en cuartel de la PDI - INDH

Corte de Arica acoge amparo interpuesto por el INDH en caso de colombiana detenida irregularmente en cuartel de la PDI

Corte de Arica acoge amparo interpuesto por el INDH en caso de colombiana detenida irregularmente en cuartel de la PDI

Marzo 19, 2013


destacadefaultLa Corte de Apelaciones de Arica acogió el recurso de amparo presentado por el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) en favor de Jenifer Suley, ciudadana colombiana detenida en condiciones irregulares por la Policía de Investigaciones (PDI) de esa ciudad.

El caso

La mujer fue retenida el pasado 20 de enero, en virtud de una orden de expulsión del país, en dependencias de la Policía de Investigaciones de Arica, siendo que la detención en estos casos, no puede exceder las 24 horas. Asimismo, según declaraciones de la ciudadana colombiana, su privación de libertad estuvo marcada por condiciones inhumanas, expresados en la negación del uso de servicios higiénicos y de aseo personal, y la obligación de firma de documentos, pese a su negativa.

Respecto de este nuevo caso, el INDH ha expresado su preocupación frente a la situación que puedan estar enfrentando las personas migrantes en el país. La Directora del organismo, Lorena Fries, señaló que “en Chile la inmigración es una situación en aumento, y por ello, como institución cuyo deber es velar por estos y otros derechos, nos preocupa que podamos estar frente a una situación generalizada de tratos y condiciones indignas hacia las personas migrantes, por lo que el INDH está llamado a actuar en todo el ámbito que la ley le otorga, para observar este tipo de situaciones”.

Por su parte, y según lo expresa la Corte de Apelaciones de Arica, a través del Ministro Samuel Muñoz, la detención de Jenifer Suley, “sin necesidad de hacer un mayor análisis, aparece como excesiva, desproporcionada y contraria a la Constitución y los Tratados Internacionales vigentes sobre la materia y las leyes, y por ende ilegal”.

El texto es enfático al señalar que “la detención es además arbitraria, por cuanto y aun cuando la autoridad administrativa puede adoptar medidas restrictivas de la libertad de las personas respecto de quienes dispuso su expulsión, las mismas no pueden exceder del plazo de 24 horas, más aun cuando en el caso en estudio no se visualiza ningún motivo para haberla dispuesto, sin que el mero Decreto sea suficiente para ello. Por otra parte dicha arbitrariedad dimana además de la imposibilidad real y efectiva que la Sra. Jenifer Suley Candelo Riascos estuviera en situación de ejercer efectivamente los derechos”.

El Instituto Nacional de Derechos Humanos manifestó en su Informe Anual sobre la situación de Derechos Humanos del 2011 y 2012, su preocupación por la vulneración de derechos de las personas migrantes y en especial sobre el amplio margen de discrecionalidad de las normas procesales que regulan la expulsión de extranjeros desde la perspectiva del debido proceso.