bajar al contenido

Lorena Fries: “El orden público son las condiciones que permiten el ejercicio de derechos, no la conculcación de derechos”

Escrito el 2 enero 2012

Argumentando que “el trabajo doméstico, sea remunerado o no, es quizás el trabajo más desvalorizado en las sociedades y en la sociedad chilena también”, Lorena Fries, Directora Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), se refirió al polémico Instructivo del Club Las Brisas de Chicureo que discrimina a las trabajadoras de casa particular.

“Que allí se estigmatice aún más me parece grave”, sostuvo y agregó que “un delantal puede tener distintos significados: en el caso del médico es status, mientras en el caso de las trabajadoras de casa particular me acerco más a pensar que es una forma de establecer la diferencia entre el patrón y la empleada. En ese sentido, no contribuye a dignificar el trabajo, a menos que las propias trabajadoras de casa particular decidan usarlo”. Fries asegura que no puede ser una imposición ni menos que no se les permitan acercarse a ciertas partes, porque es “una especie de apartheid de clase”.

“El trabajo de casa particular en sociedades como las nuestras es lo que más se acerca a aquella institución de muchos siglos atrás que era la servidumbre y en muchos casos, incluso, puede rayar en esclavitud”, sostiene la Directora Nacional del INDH.

Destacó el hecho de que exista el trabajo doméstico y reiteró la necesidad de valorizarlo. “Incluso permite que mujeres como tú y yo podamos ingresar al mercado laboral, gracias a que otra mujer se hace cargo de lo que la sociedad nos ha impuesto históricamente. Es algo que no termina de dignificarse”.

En cuanto al concepto de orden público que ha imperado durante este gobierno y del proyecto de ley “Resguardo del Orden Público” -conocido como la “Ley Antitomas” o Ley Hinzpeter, que endurece sanciones y cambia multas por cárcel, Lorena Fries sostuvo que “yo creo que vamos en una senda peligrosa de seguir así”. Al respecto especificó que se aprobó la idea de legislar del proyecto y que la próxima semana se va a debatir en particular.

Asegura que la gente que tiene experticia en temas de seguridad considera que es un proyecto malo, “donde se está interfiriendo en una garantía fundamental de manera penal y todo el mundo sabe que el Derecho Penal y la sanción no resuelven los conflictos sociales. Nosotros estamos en contra de ese proyecto, porque tiene un límite demasiado poco claro entre lo que es un delito y un derecho constitucional”.

“El Ministro Hinzpeter suele meter dentro de un mismo saco a quienes legítimamente se manifiestan, con aquellos que cometen delitos en el contexto de las manifestaciones y que son los menos”.

Recuerda que el INDH ha estado insistiendo en que “el derecho a manifestarse es fundamental en una democracia. Y tanto es así, que el propio Presidente Piñera habló ante Naciones Unidas de lo hermoso, lo bello y lo fantástico que era el movimiento estudiantil que había puesto estos temas sobre la mesa”.

Explicó que en un Estado democrático, el orden público no es una garantía fundamental, sino “el conjunto de condiciones que permite el ejercicio de derechos por parte de los ciudadanos, no la conculcación de derechos”. Sostuvo que un punto a debatir como sociedad es qué tolerancia tenemos para concebir una democracia en término de conflictos que se van resolviendo, a veces con manifestaciones, sobre todo cuando no hay otros canales de participación.

En cuanto a la inscripción automática y el voto voluntario, sostuvo que “vamos a tener 4 millones y medio de nuevos electores que yo espero que la comunidad política sea capaz de captar con un discurso ético de la política, sincero y basado en derechos humanos”. Agrega que “hoy en día en algo habrá contribuido el Instituto Nacional de Derechos Humanos en señalar que los derechos humanos hoy día son muchos más que los que se violaron en la dictadura, con todo el respeto que me merecen las víctimas de esa época”.

Informe de Derechos Humanos

Lorena Fríes reconoce estar “todavía un poquito anonadada” en relación al impasse con el Ministro Secretario General de Gobierno, Andrés Chadwick, quién señaló que en un cargo como el suyo hay que tener ‘estatura’ de Estado y no comportarse como dirigente de ONG.

Dice que le impresionaron las declaraciones del vocero, tratándose de una persona que lleva años en política, especialmente cuando las hizo en momentos en que la Directora del INDH se encontraba en una reunión cordial con el Presidente Piñera y el Ministro Hinzpeter, donde revisaron los temas del Informe Anual de Derechos Humanos del INDH.

Explica que en dicha reunión ella tenía el mandato del Consejo del INDH de señalar la molestia porque el Presidente de la República, o alguien mandatado por él, no hubiera estado en la ceremonia de lanzamiento del Informe, que se entrega a todos los poderes del Estado.

En dicho informe -que es expresión de la voluntad de 10 consejeros que responden a distintas responsabilidades, explica- “lo que está de fondo es que éste fue un año especial, porque de lo más profundo de la ciudadanía chilena surge una necesidad de participación para superar la igualdad”.

Sostiene que lo anterior lleva a pensar en una segunda etapa de la democracia chilena. “Si Lagos en algún momento dijo ´las instituciones funcionan´, hoy día no basta sólo que funcionen: se requiere de la participación ciudadana para profundizarla”.

Cree que estamos frente a “un punto de inflexión que vamos a ver cómo se resuelve en términos del sistema político, porque la verdad es que no hay mucho canal para canalizar estos movimientos sociales con una dinámica más política”.

En cuanto a la contingencia, Lorena explica que el informe recoge los ecos de lo que ocurrió con las personas de libertad luego de la muerte de 81 reclusos en la Cárcel de San Miguel, las manifestaciones y la demanda de participación, en cuanto a educación, diversidades sexuales, medio ambiente, etc. “Esa diversidad está dando cuenta de una ciudadanía activa, que hay que alentar y hay que generar mecanismos que hoy día no existen en la sociedad chilena”.

Por eso, explica Lorena Fríes, una de las recomendaciones generales que hace el informe es “proveer los mecanismos de participación social y política, de manera que la ciudadanía se pueda expresar y ser partícipe de los procesos de definición más estratégicos y profundos en la sociedad chilena”.

Derechos Económicos, Sociales y Culturales

Otro de los aspectos que aborda el informe tiene que ver con la posibilidad de abrirse al tema de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales (DESC), que para muchos sectores “ilustrados” de la sociedad chilena no son derechos, sino aspiraciones u orientaciones programáticas que dependen del presupuesto que tenga el Estado, explica.

Por el contrario, “la mirada nuestra es que son Derechos Económicos y Sociales que tienen al menos tres obligaciones: adoptar medidas legislativas, administrativas y judiciales para concretar los DESC; no puede haber regresión, es decir, lo que hemos caminado como sociedad no puede significar ir para atrás; y cualquier medida que se tome no puede ser discriminatoria”.

Sostiene que ésas son obligaciones que hacen exigibles los DESC y recuerda que Chile debe presentar su Informe sobre Derechos Económicos, Sociales y Culturales el 2012 ante la comunidad internacional.

En cuanto a colectivos histórica o coyunturalmente discriminados, Lorena Fries sostiene que en ese campo “Chile tiene una manera de mirar que no es igualitaria, sino ´igualizadora´, normalizadora, uniformadora. Lo que nosotros queremos mostrar es que la igualdad tiene que cambiar de signo para efectos de considerar la diversidad como un elemento positivo, que está amparado por la igualdad. Ahí entran los temas de diversidad sexual, privados de libertad, mujeres, niños, tercera edad”.

El Informe además revisa lo que se ha hecho en relación a las graves y sistemáticas violaciones a los derechos humanos en dictadura, cómo van los juicios que todavía siguen “y este año, paradójicamente, con mucha demanda por juicios, a propósito de los 700 y tantos requerimientos que se le presentaron al juez Carroza”.

En cuanto a las mujeres, Lorena Fries explicó que en el Informe del INDH se utiliza un lenguaje género sensitivo o, por lo menos, no masculino y en cada uno de los temas que aborda el informe se incluye lo que ocurre en el caso de las mujeres. En temáticas como la migración, por ejemplo, en el INDH han notado que no necesariamente hay información con un desglose por sexo, “lo que impide hacer seguimiento desde una perspectiva de género”.

Por ello, una de las recomendaciones del informe es que el Estado debe producir información desagregada por sexo, por etnia y por edad, “que nos permita ver los impactos diferenciales que están teniendo el ejercicio de derechos y las políticas públicas en esos grupos, que son los más vulnerabilizados en la sociedad”, sostiene la Directora del INDH.

Fuente: Programa Humanas.cl, Radio Universidad de Chile

 

INDH en Youtube

Spot número 3 de la campaña “Los derechos humanos están en tus manos” impulsada por el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) y el Sistema de las Naciones Unidas en Chile. Esta entrega presenta una definición de los derechos civiles y políticos, como son el derecho a la participación, a voto, reunión, entre otros derechos fundamentales.

Frases radiales INDH

Facebook

Galería

Ir a la Galería