Asume como Secretaria Ejecutiva de CODEPU la abogada Alejandra Arriaza

Asume como Secretaria Ejecutiva de CODEPU la abogada Alejandra Arriaza

Febrero 23, 2012

La presidenta del directorio de la Corporación de los Derechos del Pueblo, Viviana Uribe, dio a conocer la designación de la abogada de derechos humanos Alejandra Arriaza como la nueva Secretaria ejecutiva de la institución. Por medio de una misiva interna el 14 de febrero la presidenta del Directorio señaló “…con agrado les comunicamos que a partir de la primera semana de enero se ha integrado a CODEPU, en calidad de Secretaria Ejecutiva, la abogada Alejandra Arriaza,  será un gran aporte, tiene energías de la juventud”. sostuvo.

Por su parte, Alejandra Arriaza agradeció la confianza depositada en su persona por el Directorio de la Corporación CODEPU,  “…Es un gran desafío, liderar la conducción de esta ONG que desde la década de los 80 asumió un papel tan fundamental en la protección, promoción  y defensa de los Derechos Humanos y que hoy enfrenta nuevos desafíos representados por las actuales demandas ciudadanas y los movimientos sociales; la nueva realidad nacional hace indispensable el fortalecimiento de las organizaciones y la mas enérgica defensa de los derechos de miles de personas que se manifiestan en las calle en contra de las injusticias y  la desigualdad; CODEPU no puede restarse, junto a un equipo de trabajo interdisciplinario y comprometido con los Derechos Humanos  queremos acompañar al Pueblo en su lucha..”, expresó la nueva Secretaria Ejecutiva de CODEPU.

Alejandra Arriaza  Donoso, es abogada titulada en la Universidad Central de Chile, con vasta trayectoria como abogado de Derechos Humanos, destacando su  participación en el área jurídica de CODEPU desde el año 2000, además trabajó activamente en la ONG FORJA en el Área de Acciones Ciudadanas de Interés Público,  en la Corporación de Derechos Ciudadanos SEAL  y en el Centro de Defensa de los Derechos de los Niños CEDENIM- ACHNU.

En los últimos años se ha destacado por su trabajo en defensa del derecho a la objeción de conciencia, la libertad de los presos políticos, el apoyo irrestricto y comprometido al movimiento Mapuche y su destacadísima participación en las reivindicaciones por el fin al destierro que todavía afecta a decenas de compatriotas. Ha sido vocera de los Observadores de la Escuela de las Américas y actualmente representa como abogada querellante diversas causas de derechos humanos a nombre de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos.