Informe 2017: INDH subraya necesidad de garantizar derechos de niñez y adolescencia en residencias y centros de reclusión

By Diciembre 19, 2017Noticias INDH

Informe 2017: INDH subraya necesidad de garantizar derechos de niñez y adolescencia en residencias y centros de reclusión

Diciembre 19, 2017

En su octavo Informe Anual el INDH incluye también materias de interés público, tales como la situación de la niñez trans e interesex, las manifestaciones de racismo, la presencia de una cultura discriminatoria hacia las mujeres, además de mostrar una perspectiva general de los derechos humanos en el país.

Las autoridades de los tres poderes del Estado, en una ceremonia realizada este martes 19 de diciembre en el Espacio Matta y que fue encabezada por la Presidenta Michelle Bachelet Jeria, recibieron de manos del director del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Branislav Marelic, el Informe Anual Situación de los derechos Humanos en Chile 2017 que da cuenta a la institucionalidad del país y a la ciudadanía en general, sobre los progresos conseguidos en la situación de los derechos humanos durante en el año y los aspectos que son de preocupación a juicio del Consejo del Instituto, entre otros, los atropellos que viven niños, niñas y adolescentes en residencias y centros de reclusión bajo tutela estatal, las expresiones de racismo y discriminación a las mujeres y la población infantil trans e intersex.

El Informe 2017 valora como avance que el año culmine con el proceso de renovación de los poderes Ejecutivo y Legislativo, que desde la perspectiva del Estado de Derecho, es un nuevo paso en el proceso de fortalecimiento de los mecanismos democráticos de ejercicio del poder.  Al mismo tiempo el Instituto vuelve a ratificar la preocupación que genera la alta abstención en los comicios electorales, pues expresa el desinterés por los asuntos colectivos y la desconfianza ante sus representantes en organismos clave para la democracia y la protección de los derechos humanos. Sin embargo, se observa que la implementación del sistema electoral proporcional podría ayudar positivamente en una ampliación del ejercicio del derecho a participar por parte de la ciudadanía.

Un avance sustantivo en materia de derechos humanos, dice el Informe, ha sido el fortalecimiento de su institucionalidad con la puesta en funcionamiento de la Subsecretaría de Derechos Humanos del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, que ha elaborado el Plan Nacional de Derechos Humanos. A este importante paso se suma el consenso y avance que ha tenido en el Congreso el proyecto de ley que crea el Mecanismo Nacional de Prevención contra la Tortura (MNPT). Marelic expresó asimismo su esperanza de que el MNPT que se debate en el Congreso sea aprobado con prontitud.

La sistematización de los resultados de los diálogos constitucionales realizados el 2016 con la ciudadanía en general, y la culminación de la Consulta Indígena en ese contexto, son ponderados como progresos en los derechos humanos por parte del Instituto.

Durante su discurso, el director del INDH, Branislav Marelic, expresó que “La democracia es más grande cuando puede entender, prevenir y reparar las violaciones a los derechos humanos, una materia de preocupación que nunca podrá darse por cerrada”, asimismo agregó que el lanzamiento del Informe “es el momento en que todos los organismos del Estado tenemos espacio para reflexionar sobre la situación de los derechos humanos en nuestro país”.

Para el Director del INDH quedan pendientes el conflicto intercultural de la Araucanía y la instalación de un diálogo sólido. “Pese a que el Plan Araucanía ha posibilitado dar pasos importantes, este conflicto sigue siendo una nota roja para las instituciones del Estado.

Branislav Marelic anunció que durante 2018 el INDH inaugurará sus cuatro últimas sedes (Atacama, Rancagua, Aysén y Región Metropolitana) con lo cual alcanzará presencia nacional. “De ser una entidad joven, creada bajo el primer gobierno de la Presidenta Bachelet, el Instituto hoy es una institución robusta con presencia nacional”, dijo Marelic, enfatizando que el INDH requiere garantía de estabilidad y respeto de sus atribuciones, y que hoy “es más fuerte para defender los derechos humanos”.

Este patrimonio de la democracia que son los derechos humanos puede ser amenazado cuando se les considera como parte del pasado, o cuando los derechos humanos pierden el valor que la ciudadanía les asigna. Por ello, se requiere “generar un cambio cultural para que el respeto a los derechos humanos se verifique de manera cotidiana”, agregó.

Intervención de la presidenta

Por su parte, la Presidenta Bachelet valoró el rol del Instituto. “Seguramente hubiéramos evitado mucho dolor en el pasado si hubiéramos contado con una entidad como el Instituto Nacional de Derechos Humanos” dijo. La Presidenta agradeció la actividad desarrollada por el INDH así como sus propuestas, las “que serán plenamente incorporadas en nuestro trabajo cuando demos a conocer el Plan Nacional de Derechos Humanos; confío en que el gobierno que asuma en marzo próximo, también lo haga” afirmó la mandataria.

La Presidenta mencionó algunos avances realizados el último tiempo relacionados con las temáticas del Informe Anual del INDH, desde las medidas que se han tomado para ayudar a la población migrante, a las iniciativas para enfrentar la discriminación contra las mujeres, y los proyectos de ley sobre identidad de género y matrimonio igualitario así como los proyectos enviados para hacer frente a la situación de niños y niñas del Sename.

“El Estado está en deuda, pero también la sociedad. Tenemos que hacer una reflexión profunda al respeto. El Estado tiene que hacer su parte, pero también nosotros, como personas”.

La Presidenta destacó el hecho de que el actual Informe del Instituto aborde por primera vez el tema de la biodiversidad y el cambio climático. Bachelet mencionó en este punto la creación de parques submarinos bajo su administración, y la suma de más de un millón de hectáreas a la red de parques de la Patagonia, así como los logros en energía renovable.

En materia de Verdad y Justicia dijo que se trabajará en las recomendaciones del INDH. Necesitamos, dijo, “que de la mano de la verdad y la justicia se arraigue en la sociedad una cultura de respeto a los derechos humanos”.

Este año seis grandes temáticas fueron analizadas y evaluadas por el Instituto: Discriminación Racial en Chile; Cultura de Discriminación Arbitraria hacia las Mujeres; Niñas y Niños Adolescentes Trans e Intersex en Contextos de Salud y Educacionales; Torturas, Tratos Crueles, Inhumanos y Degradantes; Protección de la Biodiversidad y Cambio Climático y Derechos Humanos, y Justicia Transicional y Reparaciones.

Como signo de los tiempos,  la conducción del acto de presentación del Informe Anual 2017 del INDH, estuvo a cargo de la actriz Daniela Vega quien hizo el rol protagónico de la afamada película chilena “Una mujer fantástica”.

Temas del Informe

Pobreza y violencia

La situación que viven los niños, niñas y adolescentes (NNA) bajo la tutela del Estado a través del Servicio Nacional de Menores (SENAME) se ha mantenido en el debate público tanto por los nuevos casos que dan cuenta de vulneraciones a sus derechos, como por las necesarias iniciativas legales presentadas por el Ejecutivo y que se debaten en el Congreso. Frente a tal situación las autoridades dispusieron un aumento del presupuesto para este objetivo. Además han levantado una agenda legislativa por la niñez que contempla la creación de un Sistema de Garantías de Derechos de la Niñez;  de un Defensor de la Niñez y una Subsecretaría de la Niñez; así como los Servicios Nacionales que reemplazarán a SENAME: de Protección Especializada para Niños y Niñas, y de Reinserción Social Juvenil.

El Informe 2017 incluye resultados de la Misión de Observación desarrollada en Centros de administración estatal destinados a niños, niñas y adolescentes vulnerados en sus derechos; y concluye que la pobreza es el telón de fondo de las vulneraciones de derechos humanos a la niñez y adolescencia que permanecen en dichas residencias. En este sentido, recomienda que al Poder Ejecutivo que haga efectiva la obligación del Estado de garantizar el goce y ejercicio de derechos fundamentales de la infancia y adolescencia institucionalizada.

De igual forma la situación de los derechos humanos de los niños, niñas y adolescentes privados de libertad es un asunto que debiera estar en la agenda de derechos humanos, a juicio del Instituto. El Informe 2017 incorpora el Estudio Exploratorio realizado por el INDH en los Centros de Internación Provisorias y Cerradas, que da cuenta de una serie de vulneraciones a derechos fundamentales. Entre sus conclusiones, el INDH, sostiene que es perentorio erradicar la naturalización del castigo y trato degradante e inhumano a adolescentes en centros de reclusión.

Racismo y discriminación

El Informe 2017 del INDH ahondó en la problemática de la discriminación racial y sus principales manifestaciones en Chile. Para ello realizó una encuesta nacional sobre las manifestaciones racistas en Chile, levantando información de primera fuente sobre el tema.

El capitulo pertinente sistematiza y analiza los resultados de la encuesta, mostrando que el racismo se manifiesta tanto de forma subjetiva —en las relaciones cotidianas, cara a cara— como de forma estructural, es decir, desde las prácticas institucionales y discursos del Estado. Esta situación requiere un esfuerzo estatal y cultural para impedir una legitimación de las ideas racistas, tanto simbólica como estructuralmente.

En cuanto a la cultura discriminatoria hacia las mujeres, el Informe realiza un interesante cruce entre medios de comunicación y publicidad, con las representaciones estereotipadas de género presentes en muchos contenidos de las noticias y los programas de entretenimiento, que reproduce aquello que la sociedad espera de mujeres y varones —específicamente los que reproducen la subordinación de la mujer y rearman la centralidad de sus roles domésticos.

El informe contiene información de primera fuente, obtenida en una observación exploratoria del INDH sobre las condiciones de vida en unidades psiquiátricas de larga estadía, además de  la protección de la biodiversidad, cambio climático y derechos humanos, y justicia transicional y reparaciones.